miércoles, 29 de septiembre de 2010

GUISO DE POTRO, TOSTAS DE MASCARPONE Y SALMÓN Y ENSALADA DE RÚCULA Y MELÓN

Hoy he querido tirar la casa por la ventana y no contentarme con poner una simple receta. He decidido elaborar un menú completo, exceptuando el postre, eso ya os lo dejo a vuestra elección, aunque un sorbete de yogur y limón con el jugo de dos limas y la ralladura de la piel de las limas y un poco de azúcar... no sería una mala opciòn, jejeje. Bueno, ahí va el menú...

UN MENÚ UN POCO ESPECIAL

2 kilos de carne de potro en un trozo (suelen tenerla en la carnicería del Corte Inglés)
En un cuenco se hace una pomada con:
4 cucharadas de mostaza dulce
2 cucharadas de azúcar moreno
sal al gusto
 y con esta mezcla se embadurna la carne y se mete en el horno a fuego máximo hasta que la carne haya adquirido una costra, es entonces el momento de bajar el horno a unos 170 grados. Se saca del horno y se pone en la misma bandeja:
2 manzanas en trozos regulares
2 membrillos en trozos regulares
2 batatas en medallones
Se vuelve a poner la carne encima y se riega con
vino tinto
una rama de canela
y cuatro clavos enteros
y se va regando en el transcurso del asado.

Mientras se asa, haremos las tostas:
en un cuenco se mezcla:
250 grs de queso mascarpone y piñones tostados, 
1 chalota muy picadita
y 200 grs de lomitos de salmón ahumado cortado en tiras.
Se mezcla todo muy bien y se van haciendo unas tostas en montecitos, y encima se remata con un langostino cocido y unas grosellas.

Modo de servir:
Se ponen las tostas en un gran plato llano alrededor de un cuenquecito con miel de caña rebajada con un poco de vinagre de frambuesa y puerro confitado en mantequilla y azúcar en tiras muy finas.

Se saca la carne una vez asada y se pone la mitad en un trozo y la otra mitad en lonchas, junto a la carne que aún no se ha cortado. Se pone la manzana en un lado de la fuente y el membrillo al otro lado y la batata a ambos extremos de la misma. Se echa la salsa resultante en un cazo y se reduce con una cucharadita rasa de maicena mezclada con un poco de la misma salsa bien diluída y se echa en el cazo hasta que obtengamos la consistencia deseada y se pone en una salsera.

Y me inclino a servir este menú con un Protos tinto crianza.
Y esta original ensalada:

ENSALADA DE RÚCULA Y MELÓN

1 melón dulce
1 cebolleta
1 puñado de rúcula
sal
pimienta negra
aceite de oliva
vinagre
1 chile habanero


Elaboración:
En un bol se pone el melón pelado y sin pepitas a trozos grandes, la cebolleta muy finamente laminada, un puñado de rúcula, un chile habanero (sin pepitas ya que son extremadamente picantes) cortado en juliana. Se echa pimienta negra recién molida y sal (estas dos cosas hacen que potencie mucho más el sabor del melón) y se riega con aceite de oliva y vinagre. Se mueve todo muy bien y se coloca en una gran ensaladera.

Espero haberos sacado del apuro por si tenéis una comida especial y no sabíais qué hacer.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada